Atracción, amistad, amor ¿sexo y compromiso?


El noviazgo entre adolescentes puede acarrear ciertas consecuencias cuando no se cuenta con buenos ingredientes para la mezcla.

Para nadie es un secreto que en estos tiempos los adolescentes están iniciando su vida sexual cada vez más temprano. Tampoco es un secreto las consecuencias que esa decisión está acarreando a sus vidas. Datos del Estudio ENASSER (Encuesta Nacional de Salud Sexual y Reproductiva 2009) del Instituto Conmemorativo Gorgas indican que, en cuanto al inicio de la actividad sexual, los hombres lo hacen antes que las mujeres. En el grupo de 15-19 años, 31.7% de las mujeres y 40.7% de los hombres, han tenido su primera relación sexual antes de cumplir los 15 años.

Por otro lado, cerca del 45.4% de las mujeres de 25-49 y 73.0% de los hombres de 25- 59 años están activos sexualmente a los 18 años. Por tal motivo es que los propios adolescentes deben estar más alerta a la hora de tomar la decisión de dar paso al sexo en sus vidas y los padres, orientar más a sus hijos sobre un aspecto para el que estos no están preparados aún. Mirar hacia otro lado y dejarlos hacer lo que quieran nunca será la salida correcta.

 

Sobre el tema, la psicóloga Haydée Flores señala que durante la adolescencia se da un aumento marcado en la producción de las hormonas sexuales tanto en niñas como niños, lo que produce una serie de cambios no solo físicos sino también psicológicos y sociales. CAMBIOS FÍSICOS

Entre los cambios físicos más destacados están:
Cambio de voz
Vellosidades en el cuerpo (genital, cara, axilas)
Aumento de estatura
Aparición de acné
Crecimiento de los genitales especialmente en el hombre
Desarrollo de la musculatura (en el hombre)
Sudor con olor
Eyaculaciones nocturnas y producción de semen
Ensanchamiento de las caderas
Crecimiento de los senos
Aparición de la menstruación CAMBIOS EN LA FORMA DE PENSAR

Los cambios físicos no aparecen aisladamente, también se presentan cambios en la estructura de pensamiento, ya que el niño pasa de un pensamiento lógico concreto a un pensamiento lógico abstracto. Es decir, ya es capaz de analizar las cosas, de crear supuestos, lo que lo lleva a ver el mundo de manera diferente a como lo hacía su mente infantil, explica Flores. Estos importantes cambios en su estructura de pensamiento es lo que lleva al joven a cuestionar a sus padres, ahora es capaz de analizar y juzgar las cosas, ya papá y mamá dejan de ser aquellos que “todo lo saben”, se da lo que los psicólogos llaman “quiebro de ídolos”.  Estos cambios van ligados al establecimiento de nuevas relaciones sociales en donde el grupo de iguales (sus pares) llegan a ocupar un lugar primordial en su vida, incluso pasan a remplazar, en importancia,  a sus padres.   ATRACCIÓN

De acuerdo con la psicóloga, una de las mayores transformaciones -producto de esa ebullición hormonal- es la atracción  que el joven empieza a sentir por el sexo opuesto lo que lleva a establecer relaciones de noviazgo.  Hay quienes expresan que durante la adolescencia y la juventud es cuando esta sensación es más intensa, pero Flores manifiesta que una de las atracciones más fuertes del ser humano es la atracción o impulso sexual, “y hablando fríamente, sin romanticismo, es una condición necesaria para la preservación de la especie”, agrega. ¿ESTÁN PREPARADOS?

No existe una edad específica para tener novio o novia, lo que los padres deben enseñar a los jóvenes es que aprendan a reconocer cuando están preparados para asumir las consecuencias de sus acciones. Ellos deben tener en claro que el noviazgo debe ser una relación no solo basada en lo sexual, sino que hay otros sentimientos de afecto y la necesidad de compartir la vida con otra persona. No obstante, los jóvenes deben saber que una relación de noviazgo implica atracción física que involucra caricias que los llevan a correr el riesgo de  caer en una relación sexual para la cual no están preparados o preparadas. Tener una relación sexual en la adolescencia conlleva grandes riesgos que el joven debe conocer.  Antes de tener una relación sexual el adolescente debe preguntarse si está preparado o preparada para asumir las consecuencias que esta puede traer. ES MÁS QUE PLACER

Es recomendable tener en cuenta que las relaciones sexuales no solo se reducen a una demostración de afecto que brinda un alto grado de placer.  También consideren algunas posibles consecuencias como un embarazo, el contagio de enfermedades transmisibles y los sentimientos de enojo, culpa y arrepentimiento que suelen producirse cuando no se está preparado emocionalmente para este suceso. Y es raro que un adolescente esté preparado emocionalmente para eso. OTROS ELEMENTOS A CONSIDERAR

La atracción que se siente por una persona en la adolescencia o en cualquier etapa de la vida es el primer paso que da inicio al noviazgo, “pero hay que recordar que la atracción es puramente física y aunque no nos guste decirlos, es hormonal”, acota la psicóloga.  En el amor hay otros elementos. Según la teoría del “Triángulo de Sternber”, la PASIÓN, la INTIMIDAD y el COMPROMISO son los ingredientes necesarios para un amor maduro y consumado.

La Pasión se refiere a una intensa atracción o deseo físico como ocurre -por ejemplo- en el amor a primera vista.  Es como una adicción o un “amor ciego” que rápidamente desfallece.

La Intimidad se refiere al conocimiento y grado de comunicación que tiene la pareja. Sin intimidad la relación de pareja fracasa.

Pero el Compromiso, se refiere a la decisión tomada en conjunto (por la pareja) de mantener dicho amor, de casarse, tener hijos y formar un hogar. HAZ ESTA EVALUACIÓN ANTES

Por otro lado, para decidir tener o no relaciones sexuales es útil que evalúen primero el tipo de relación que tienen con la otra persona y el nivel de compromiso de ambos.

“Cuando nosotros trabajamos con jóvenes, generalmente, los llevamos a que se formulen una serie de preguntas que les permitan tener más claro cuando están preparados para una relación de noviazgo con relaciones coitales”.

Para esto es conveniente responder a las  preguntas:

¿Cuánto hace que nos conocemos?

¿Por qué quiero tener relaciones sexuales?

¿Va de acuerdo la respuesta a la pregunta  anterior con mis valores y mis metas a  futuro?

¿Qué haremos si me embarazo o si la embarazo?

¿Qué tan estable es nuestra relación?

¿Qué siento por mi pareja?

¿Qué siente mi pareja por mí?

¿Tiene mi pareja alguna enfermedad sexualmente transmisible?

¿Mi pareja respeta mis sentimientos, o me presiona para tener relaciones sexuales?

¿Son tan importantes para mi pareja las relaciones sexuales que me dejaría si no las tengo?

¿Seguirá mi pareja conmigo de tener relaciones sexuales? CONSECUENCIAS

Las relaciones de noviazgo, por sí solas no son malas, pero conllevan el gran riesgo de caer en una relación sexual, que generalmente el joven no asume de manera responsable, ya que son relaciones no planeadas. El joven debe saber que la adolescencia no es el mejor periodo para asumir una maternidad, ni una paternidad responsable.  Una maternidad temprana puede truncar el proyecto de vida de una joven o un joven y, aunque las nuevas leyes le permitan seguir insertos en el sistema escolar, las complicaciones de estudiar con el compromiso de un bebé son mayores.  Además, el adolescente no está preparado, por más que desee, para asumir todas las responsabilidades que implica ser mamá o papá y, en la mayoría de los casos, son los abuelos los que asumen los compromisos económicos y de crianza de ese nuevo bebé. Datos del Estudio ENASSER señalan que el 19.8% de las mujeres entre 15-19 años son madres o están embarazadas. Las mujeres sin educación tienen un mayor porcentaje de nacimientos antes de los 20 años, comparada con las mujeres con algún grado de educación superior (43.7% y 11.1%, respectivamente). INTERNET ES SOLO PARA UN PRIMER CONTACTO

Por todo lo anterior expuesto, todos deben saber que las relaciones por Internet de por sí solas implican mayor riesgo, de acuerdo con la opinión de la experta.  “Si en una relación normal cara a cara, el conocer a la otra persona no resulta una tarea fácil, aún es más complejo y complicado establecer este tipo de relaciones a través del Internet”. “No podemos sustraernos a la tecnología, que ha llevado a todo un sistema de nuevas 'redes sociales', no es malo, quizás, un primer contacto por Internet, pero este nunca debe reemplazar las formas tradicionales en que nos relacionamos con otras personas. El joven o la joven deben saber que si establecen una relación por Internet tienen que darse tiempo para conocerse en persona y que ese primer contacto por la web sea precisamente eso, un primer contacto”. SOBRE ENASSER

La Encuesta Nacional de Salud Sexual y Reproductiva de Panamá (ENASSER 2009) es diseñada para proveer de datos actualizados sobre indicadores de población y de salud sexual y reproductiva, ya que desde hace aproximadamente 20 años, no se dispone de esta información en el país. El principal objetivo de la encuesta es proporcionar datos claves sobre indicadores demográficos y de salud. Específicamente, ENASSER 2009 proporciona datos sobre niveles de fecundidad, formación de uniones, preferencias de fecundidad, conocimiento y uso de métodos de planificación familiar, prácticas de lactancia materna, aborto, infertilidad, conocimiento de ITS/VIH/SIDA, empoderamiento de la mujer, y violencia conyugal. Es una muestra nacional y representativa de 5,831 mujeres entre 15-49 años y de 2,813 hombres entre 15-59 años que fueron entrevistados.

Modificado por última vez elMiércoles, 19 Marzo 2014 07:41
SaludPanama.com

Redacción Saludpanama.com es el departamento de producción, catálogo y administración del contenido que se publica en nuestros medios. Este perfil es administrado por el departamento de redacción de Panasalud, S.A.. Para mayor información contáctenos en el +507.263.5287 o en info (@) saludpanama (punto) net.

Web: https://www.saludpanama.com/acerca-de-salud-panama

Redes Sociales

Facebook: @SaludPanama
Twitter: @SaludPanama
Instagram: @SaludPanama
Youtube: @SaludPanama

Formas de Pago

Síenta la confianza de nuestros métodos de pago seguros. Aceptamos sus tarjetas preferidas
VisaMastercard

¿Te Gusta Salud Panamá?

Compártenos y permite que más gente nos encuentre!