Evaluando a la pareja infértil

Compartir en mis redes:

Son diversas las causas que pueden afectar la fertilidad en mujeres y hombres; por lo tanto, en la búsqueda de un embarazo éste es un tema que debe ser evaluado en pareja. Tanto el factor femenino como el masculino deben ser estudiados para obtener datos suficientes que permitan llegar a la raíz del problema.

Existen diversas pruebas para realizar estos estudios, los cuales son esenciales para definir también el tratamiento que la pareja deberá llevar a cabo para alcanzar ese deseo tan anhelado de ser padres. Comencemos por decir que después de un año de intentos reales de lograr un embarazo sin éxito, se puede comenzar a hablar de infertilidad.

Nuestra intención con esta nota es que usted se sienta tranquilo y sea consciente de las pruebas a las que, así como su pareja, podrían ser sometidos.

Cabe destacar que los problemas de fertilidad no sólo pueden estar vinculados a una condición genital o física, sino también hormonal, por lo que hay que evaluar estos niveles, así como los órganos que las producen, incluyendo glándulas del cerebro. Estas son algunas de los pruebas que serán necesarias realizar para evaluar la fertilidad en la pareja. No todas son necesarias. Las mismas dependen de su historia clínica.

Evaluación de infertilidad en el sexo femenino
a) Historia clínica: La historia clínica es primordial, porque esta puede arrojar datos importantes tanto del presente como del pasado del paciente. Permite determinar si la paciente está padeciendo de alguna condición actual que impida la fertilidad o que en el pasado haya padecido de alguna condición que en la actualidad le afecte. Asimismo, permite obtener datos de la pubertad, exposición a medicamentos y a muchos otros factores. Un factor importante a evaluar en esta parte es la historia menstrual de la paciente y conocer cómo es su ciclo.

b) Examen físico: Se trata de una evaluación general de la paciente, que incluye la realización de un examen pélvico.

c) Pruebas sanguíneas: Estas pruebas de laboratorio se utilizan para determinar si existe una deficiencia o alguna anomalía en los niveles hormonales. Algunas hormonas
ayudan a determinar si los ovarios funcionan de manera adecuada, por ejemplo.

d) Pruebas para evaluar ovulación: Para que se logre un embarazo debe ocurrir la ovulación, por lo que esta es una prueba clave. Se evalúa el ciclo menstrual y los niveles hormonales en distintos momentos del ciclo. Una de las hormonas que se mide es conocida como progesterona. Además de un examen de laboratorio, es posible que se realice alguna prueba de imagenología, como un ultrasonido. e) Pruebas para evaluar útero y trompas de falopio: El útero y las trompas también deben funcionar adecuadamente para obtener un embarazo. Algunas anomalías estructurales en las mismas podrían afectar las probabilidades de concebir. Para esta evaluación, la prueba más sencilla utilizada es el ultrasonido pélvico, con el cual se observa el tamaño y la forma del útero y ovarios. Existen otras pruebas como la histeroscopía e histerosalpingografía.

Evaluación de la infertilidad en el sexo masculino
a) Historia clínica: Al igual que en el caso de la mujer, esta ayuda a conocer el perfil del paciente: saber si padece de enfermedades o si ha tenido accidentes o traumas en el pasado. Por igual, se deben evaluar enfermedades durante la niñez, tratamientos a los cuáles ha sido sometido (tratamientos hormonales, esteroides, quimioterapias, radioterapia, entre otros), así como si en el pasado ha sido evaluado para otras pruebas de fertilidad.

b) Examen físico: En el caso del hombre es importante evaluar algunos parámetros físicos como distribución de grasa corporal y de músculo, el patrón del vello corporal y examinar genitales.

c) Análisis del semen: Esta evaluación es de vital importancia, porque ayudará conocer el estado y calidad de estas células. El análisis de laboratorio permitirá conocer el número, motilidad y forma del espermatozoide. Si el estudio no sale dentro de los parámetros normales es posible que una segunda muestra sea necesaria.

d) Análisis de sangre: Se le ordenará al paciente una serie de pruebas de laboratorio en sangre, orientadas en obtener información acerca de los niveles de hormonas importantes en el proceso de fertilidad como lo son la testosterona, la luiteinizante y la prolactina, entre otras.

e) Pruebas genéticas: Estas pruebas se utilizan para determinar si existe alguna anomalía de origen cromosómica y pueden ser útiles para brindar consejería genética a los padres. Estas pruebas también se realizan en la mujer.

Por Dra. Vildia Rowe – Medicina Reproductiva

Modificado por última vez elMartes, 18 Diciembre 2018 13:32
Inicia sesión para enviar comentarios
Compartir en mis redes:

Redes Sociales

Facebook: @SaludPanama
Twitter: @SaludPanama
Instagram: @SaludPanama
Youtube: @SaludPanama

Formas de Pago

Síenta la confianza de nuestros métodos de pago seguros. Aceptamos sus tarjetas preferidas
VisaMastercard

¿Te Gusta Salud Panamá?

Compártenos y permite que más gente nos encuentre!