Unicef compromete a nuevo Gobierno a mejorar la salud de la niñez panameña

©UNICEF Panama - Charles Eitzen 7 ©UNICEF Panama - Charles Eitzen 7

Las condiciones de salud de aproximadamente un millón 172 mil niños, niñas y adolescentes panameños debería mejorar en el próximo quinquenio si el Gobierno que inicia el 1 de julio próximo cumple con los aspectos que sobre este ámbito están plasmados en Aliados por la Niñez y la Adolescencia, una agenda de consenso impulsada por Unicef y que fuera firmada el pasado 21 de marzo por los que hasta entonces eran los siete candidatos a la Presidencia de la República de Panamá.

Así lo espera Alma Jenkins, representante encargada de Unicef Panamá, quien durante una breve conversación con SaludPanamá.com destacó que el trabajo difícil lo tendrá el gobierno entrante, ya que será el responsable de poner en marcha las acciones necesarias para mejorar principalmente el acceso a una red primaria de salud, así como la nutrición y alimentación adecuada de niños, niñas y adolescentes, entre otros aspectos.

“En base a las condiciones actuales de la niñez y adolescencia panameña, el gobierno que inicia el 1 de julio de 2014 deberá definir las metas a alcanzar durante los próximos cinco años y las iniciativas o acciones que deban ponerse en marcha para cumplir con estos objetivos, lo cual sin duda no es tarea fácil. Por su parte, el siguiente -el gobierno entrante en el 2019- sólo deberá continuar con la agenda, poniendo en marcha las acciones que permitan continuar mejorando estos aspectos, conseguir los objetivos trazados para entonces o poner en marcha las acciones que hayan faltado o fallado. Será un tema de dar continuidad, pero igual de importante. De lo contrario, se perdería lo alcanzado pen los años anteriores”, dice.

La Agenda de Consenso por la Niñez y la Adolescencia se compone de 10 puntos prioritarios para el desarrollo de la niñez y la adolescencia en Panamá, y no sólo solo contempla proveer y mejorar el acceso a servicios de salud de calidad y mejorar la calidad de nutrición y alimentación de los niños, niñas y adolescentes, sino también
reevaluar o mejorar la inversión en la niñas y la adolescencia, proveer de educación moderna y de calidad, reducir los niveles de pobreza infantil y adolescente, promocionar la adolescencia en positivo, erradicar el trabajo infantil, promover un niñez sin violencia, definir un código de la niñez y la adolescencia y establecer un sistema de monitoreo y seguimiento.

La iniciativa
“Era importante definir una agenda de consenso en este momento, al considerar que el 34% de la población panameña es menor de 18 años de edad y que Panamá ha iniciado su proceso de transición demográfica. Es importante que se puedan desarrollar las políticas de Estado que faciliten que los niños, niñas y adolescentes hagan un tránsito hacia una vida productiva y tengan posibilidades de continuar su desarrollo”, precisa Jenkins.

La presentación de esta iniciativa en Panamá se fundamenta en las experiencias y el aprendizaje que ha tenido Unicef como organización a lo largo y ancho de toda América Latina con iniciativas similares en países México, Paraguay, Guatemala, Colombia y Costa Rica.

De acuerdo con la representante en Panamá del organismo internacional, esta agenda obedece al aprendizaje que han tenido previamente respecto a que con mucha frecuencia el porque los niños, niñas y adolescentes no votan, habitualmente no son parte de las políticas de Estado que implementan los gobiernos. “Esta es la razón que nos ha llevado a elevar el perfil de los temas de niñez y adolescencia en la agenda política de los Estados”, explica.

La agenda de consenso Aliado por la Niñez y la Adolescencia contó con la aprobación de los siete candidatos a la Presidencia de la República de Panamá, tras entender, según Jenkins, que el tema de la niñez y la adolescencia debe ser una prioridad en un país como Panamá, que ha venido creciendo de una manera importante en los últimos años y entendiendo además que en la niñez y la adolescencia está la posibilidad del país de generar otras condiciones que promuevan la equidad, que hasta el momento ha sido uno de los puntos débiles en el desarrollo de la nación.

A juicio de Jenkins, lo que el país necesita en este momento es asegurar que tiene una inversión en la niñez y en la adolescencia que facilita que superen, entre otras aspectos, los nueve años de escolaridad, que tienen en promedio los panameños. “Si nosotros fijamos a qué edad estamos cumpliendo los nueve años de escolaridad, estamos hablando de entre los 14 y 15 años de edad; es decir, estamos hablando de la adolescencia y, si no logramos rebasar esa barrera de los nueve años de escolaridad, estaríamos comprometiendo el futuro del país”. 

Además de la educación y la inversión en la niñez y la adolescencia, con la agenda se buscar garantizar desde el punto de vista de la salud, que haya una red primeria de servicios de salud, que permita que los niños, niñas y adolescentes aprendan prácticas que les faciliten una mejor salud, que viene dada por mejores hábitos alimenticios, un balance entre la ingesta y los tipos de alimentos que consumen, un práctica de lavado de manos adecuada y una relación con el medio ambiente que permita contar con un medio ambiente sostenible.

Inversión, pobreza, salud y nutrición
En Panamá, aproximadamente el 50% del presupuesto anual está destinado al sector social. La agenda lo que prevé es que se evalúe mejor cómo se distribuye ese presupuesto y qué resultados se están obteniendo, de manera que conlleve al nuevo gobierno a enfocarse mejor alcanzar los objetivos y resultados que definan.

“Por ejemplo, en el sector educación, nosotros tenemos que preguntarnos cómo con esa misma inversión, podemos lograr trascender esa barrera de los 9 años de escolaridad y llevar a todos y todas las panameñas a por lo menos 15 años de escolaridad”, explica.

Desde el punto de vista de la pobreza, las cifras del último censo de población arrojan sugieren que cerca del 43% de los niños del país viven en hogares con un ingreso menor a 399$, por lo que son considerados hogares en donde los niños viven en pobreza.

A Unicef y el resto de los aliados, lo que les preocupa es que esas condiciones de pobreza, no solamente medidas en términos de pobreza por el ingreso familiar, también significa condiciones de pobreza respecto al acceso a servicios. En el país existe un numero importante de hogares que no cuentan con servicio de agua potable y acceso a saneamiento, condiciones que dificultan el adecuado desarrollo de niños, niñas y adolescentes.

Asimismo, la pobreza impacta en el consumo de alimentos y su calidad, por lo que la agenda busca también levantar la consciencia de todos los panameños acerca de temas como la mala nutrición.

“Ese 43% de niños y niñas que viven en pobreza, la condición impacta directamente en la cantidad y calidad de las cosas que esa familia puede comprar para alimentar a sus niños y niñas. Actualmente, muchos de esos niños están consumiendo bebidas azucaradas y alimentos muy procesados, los cuales inciden en lo que vemos en aproximadamente el 11% de los infantes en el país, el sobrepeso. Otras cifras reflejan que el 25% de aquellos niños y niños que están en edad escolar están en sobrepeso, así como el 27% de nuestros adolescentes”, indica Jenkins.

Por otra parte, 1 de cada 2 adultos está en una situación de sobrepeso, una condición que es un resultado acumulativo con respecto a la infancia, considerando la frecuente ingesta que lleva a cabo la población de alimentos principalmente fritos, que también influyen en los índices de personas con diabetes, hipertensión y enfermedades cardiovasculares.

Asimismo, la representante de Unicef señala que uno de cada dos panameños adultos que está en sobrepeso, comenzó con esa condición muy probablemente en la infancia y tiene que ver principalmente con la lactancia y los cambios dramáticos que la población ha experimentado en los últimos 20 años. “En Panamá, nosotros nos hemos convertido en una población inminentemente urbana. Hay un ingreso de la población al mercado de trabajo y eso incluye a las mujeres, que entonces ven limitadas sus posibilidades de mantener la lactancia exclusiva. Es necesario asegurar que las empresas generen políticas de recursos humanos”. 

Los aliados
Para Jenkins, en Panamá, esta agenda ha posibilitado de manera histórica que un grupo de más de treinta organizaciones presentes en el país se hayan puesto de acuerdo con el hecho de que la niñez y la adolescencia tiene que ser una prioridad.

Afirma que en los países modernos, este tema no es sólo una preocupación del Estado sino también de los ciudadanos, por lo que es interesante e importante la participación de organizaciones de la sociedad civil, así como de gremios del sector privado y medios de comunicación.

“El hecho de que estos diez puntos han generado consenso; es decir, todos los que participamos en Aliados por la Niñez y la Adolescencia coincidimos en que es el momento histórico de hacer esta apuesta; temas como la erradicación del trabajo infantil, como la inversión en la niñez, la posibilidad de que nuestros niños, niñas y adolescentes crezcan sin violencia pasan a ser parte del imperativo que el próximo Presidente de la República debe abordar”, enfatiza Jenkins.

Un documento que resume las características fundamentales de la agenda señala que los aliados darán seguimiento al cumplimiento de los compromisos asumidos tras la firma de la agenda. 

Impulsando el cumplimiento
Tres sencillas acciones le permiten a la población en general impulsar el cumplimiento de la agenda y actuar por la niñez.

La primera de ellas, es firmar el compromiso de manera virtual, a través del ingreso a los sitios web www.unicef.org/panama o www.actuaconlaninez.com. La segunda, promover los diez puntos de la agenda en sus propios entornos familiares, comunitarios, lugar de trabajo, redes sociales, entre otros; y tercero, ejerciendo su deber ciudadano de monitoreas las acciones que el próximo presidente pretende llevar a cabo en pro de mejorar la situación de los niños, niñas y adolescentes en Panamá.

Te invitamos la entrevista realizada a Alma Jenkins, representante encargada de Unicef Panamá, haz clic aquí.

 

Modificado por última vez elLunes, 12 Mayo 2014 10:17
SaludPanama.com

Redacción Saludpanama.com es el departamento de producción, catálogo y administración del contenido que se publica en nuestros medios. Este perfil es administrado por el departamento de redacción de Panasalud, S.A.. Para mayor información contáctenos en el +507.263.5287 o en info (@) saludpanama (punto) net.

Web: https://www.saludpanama.com/acerca-de-salud-panama

Redes Sociales

Facebook: @SaludPanama
Twitter: @SaludPanama
Instagram: @SaludPanama
Youtube: @SaludPanama

Formas de Pago

Síenta la confianza de nuestros métodos de pago seguros. Aceptamos sus tarjetas preferidas
VisaMastercard

¿Te Gusta Salud Panamá?

Compártenos y permite que más gente nos encuentre!